El ser humano tiene ante sí un gran reto. El cambio de civilización que estamos viviendo debe pasar por un cambio individual en que hemos de dejar de ser seres mentales para recuperar el “VERDADERO SENTIR”, es decir volver a nuestra esencia aprendiendo a amarnos incondicionalmente. No estamos hablando de palabras bonitas, sino de ponerlo en práctica, algo que no es fácil pues nadie nos ha preparado para ello.

Y eso es la única cuestión para mi, sino, mas de lo mismo, regímenes y mas regímenes, pobreza y miseria, mentiras, etc etc, mediocridad.

 

A %d blogueros les gusta esto: